SUPER DEPORTIVO RADIO

PIROTECNIA MORTEROS

AcaSalud

La Segunda Seguros

Mutual del Club Unión

Publicidad Rotativa

¡ DE HIJO!

Una vez más, Atlético Ceres le ganó a su eterno rival y volvió a festejar. Pero en esta ocasión, los componentes fueron especiales y alimentaron una previa diferente al partido.

La natural pasión que encierra este enfrentamiento, las necesidades de ambos en procura de sumar puntos y la contundencia del score, afirmaron momentos que quedarán grabados en la retina de los protagonistas.

Lo que sucede en los clásicos siempre se recuerda por encima de cualquier otro juego y lo sucedido en Barrio Belgrano no será distinto.


Atlético Ceres ganó cuatro a cero. Fabián Acosta, Germán Borgnino y dos veces Gustavo Bodello, ilustraron la goleada. El “aurinegro” terminó con dos hombres menos por las expulsiones de Mauricio Farías y Emiliano Rosso.


Alrededor de 800 personas asistieron al clásico que, a partir y dentro de esos datos estadísticos, tuvo un desarrollo digno de ser analizado.


Un golazo desde unos cuarenta y cinco metros de Fabián Acosta abrió el partido. Hasta el ese momento, el trámite había sido equilibrado y con algunas posibilidades no aprovechadas de ambos lados.
Antes del minuto de juego tuvo la gran chance López Gigena, quien encontró un despeje corto en la defensa “roja” y su remate se fue desviado.


Un rato más tarde, Zamora le tiró por encima del horizontal, tras otro balón que quedó picando en el área. Los de Barrio Belgrano contestaron con un remate de Barrios que se fue pegado al palo izquierdo de Auce y Fabián anunciaba lo que vendría inmediatamente conectando una pelota, luego de un tiro libre ejecutado con eficacia.


Corrían veintiún minutos y surgió la primera explosión de júbilo en el público local. Acosta tomo un balón que estaba picando y a la carrera desde casi la mitad de la cancha.


Sorprendió a todos e inclusive al golero, a quien no le alcanzó el retroceso para evitar el 1-0. Golazo, por la distancia, la repentización de Fabián y el recorrido de la redonda para incrustarse en el ángulo superior izquierdo.


La franja derecha fue la elegida por los dirigidos por Reinero para atacar. Allí, generaron problemas a las espaldas de Elías Escalada y varias veces doblaron a Franco Acuña.


Venía Acosta, Rabino llevaba el juego a ese sector y se sumaba Lagrutta. Central no hacía pie y aunque le costaba generar llegadas a ambos, daba la sensación que lo del “rojo” era más armónico en el control y el manejo del balón.


El “aurinegro” salió más adelantado en el complemento y logró generarle peligro al arco rival, pero Meternich siempre respondió con gran seguridad y solvencia.


Un tiro libre de Paz por encima de la barrera y contra el vertical izquierdo hizo lucir a Ever, quien voló hasta ese lugar y la manoteó al córner.


Un disparo de Almaraz por abajo y entra varias piernas de los defensores, encontró una vez más al arquero controlando contra ese mismo palo.


Jugadas claves que terminaron incidiendo en el resultado final. La seguridad de Meternich cuando su equipo lo necesitó sostuvo la diferencia y en la primera arremetida de Atlético Ceres llegó la jugada que derivó en el penal que Rosso le cometió a Borgnino.


El propio Germán la colocó con suavidad y categoría contra el poste izquierdo de Auce, quien solo atinó a mirar ingresaba pelota, 2-0.


Ahí se terminó todo y, a pesar que le quedaba un rato al cotejo, Central ya no tendría fuerzas e ideas, aunque nunca las había tenido tampoco hasta ese momento.


Ya se había ido expulsado Farías por doble amonestación y la infracción cometida, también lo dejaba afuera a Emiliano.


Central jugaba con nueve y nada hacía suponer que la historia podría darse vuelta, pero tampoco que terminara de la manera que lo reflejó el score y la imagen del final de los “aurinegros”.
Guillermo quiere salir desde el fondo y no hace otra cosa que habilitar a Bodello, quien tocó por arriba y decretó el 3-0.


Abatido totalmente el equipo, con errores garrafales que se reiteran domingo a domingo y, sin reacción anímica y futbolística.


Llegó el cuarto y nuevamente por obra de Gustavo, quien ingresó por derecha, amagó, se hizo el hueco y definió ante un indefenso golero, 4-0.


No hubo más tiempo, porque el quinto estaba al caer, a partir del panorama ilustrado recientemente y quizás, el pitazo final del árbitro haya sido la mejor noticia que recibió en toda la tarde.


Atlético Ceres ganó su primer partido en el torneo y querrá que sea su punto de partida. Central parece no tener solución y deambulando en busca de respuestas.
Adrián Gustavo Tavella
Síntesis
ATLETICO CERES 4 CENTRAL 0
Cancha: Club Atlético Ceres Unión
ATLETICO CERES: Meternich; Lagrutta, Villarreal, Laspina, Leandro leyba, Fabián Acosta, Cristian López, Martinuzzi, Barrios; Rabino, Borgnino. Banco: Marcos Arancibia, Alfonso Robledo, Ceol, Gustavo Bodello, Gastón Leyba, Leonel López, Martín Benítez. DT: Osmar Reinero.
CENTRAL: Guillermo Auce; Franco Gigena, Emiliano Rosso, Orellana, Acuña; Zamora, Sergio Miranda, Bertollotti, Elías Escalada; López Gigena, Mauricio Farías. Banco: Bonetto, Iván Villalba, Gonzalo Uberti, Almaraz, Carlos Paz, Lencina. DT: Fabio Marozzi.
Árbitro: Miguel González (Bien)
Linesman: Cortéz-Retamoso (Liga Ceresina)
Goles: 21’ Fabián Acosta (CACU), 84’ Borgnino (CACU) de penal, 86’ y 89’ Gustavo Bodello (CACU).
Cambios: 59’ Carlos Paz por Elías Escalada (CCAO), 68’ Almaraz por Acuña (CCAO), 73’ Lencina por López Gigena (CCAO), 74’ Alfonso Robledo por Leandro Leyba (CACU), 85’ Gustavo Bodello por Borgnino (CACU).
Incidencias: 60’ expulsado Mauricio Farías (CCAO), 78’ expulsado Emiliano Rosso (CCAO).
La Figura: Cristian López (CACU)-7-
Público: 800 personas


TEXTO: ADRIAN TAVELLA

0 comentarios :

Por favor no insultar, se lo agradecemos...